El ser y la nada

blackphotos7

 

Hay días en los que una se levanta con el peso de mundos inventados oprimiendo las costillas. Nada parece tener demasiado sentido en un mar de dudas a las que se puede encontrar fácilmente una respuesta racional y cavilada, pero aun así la línea de flotación de los pensamientos se debate entre brazadas desbocadas que abrasan como bofetadas y caricias inapropiadas que no encuentran la culminación del abrazo. El tiempo perdido pasa meditabundo, como si a la hora de las comidas el alimento fueran novelistas franceses que quieren hacer digerir la náusea con un j’accuse…!, convirtiendo el cuerpo en un miserable extranjero en su condición humana imperfecta. Bonjourn, tristesse… para que entre las flores del mal germine un enfermo imaginario que ya no sabe distinguir el rojo y el negro.

En ese rumiar indigesto, las preguntas se atragantan en la laringe, empapadas de toda la saliva que conservamos al dejar de pronunciarlas. ¿Será el mundo o seré yo? Probablemente ambos, pues en el ciclo capitalista de las cosas somos uno el producto del otro, hecho que inefablemente limita las posibilidades de cambio. El planeta sigue girando, dando siempre las mismas vueltas, invariable en su andanza elíptica que no va a enmendar, y en ese carrusel del tiempo yo no soy capaz de domar los caballos. Me mareo y me divierto a partes iguales, levantándome y cayéndome al volver a tropezar siempre con la misma piedra invariable y elíptica, una y otra vez, como si fuera el adobe que conforma un racimo construido con las uvas de la ira. Y no puedo dejar de picar. Quizás por eso, en una bulimia de vicio, escupo huesos y sentencias, sin conseguir sembrar nada que no vaya a ser desterrado.

Debería correr campo a través, aunque tenga que atravesar tierra de nadie y desangrarme en el alambre de espino de las fronteras inventadas, pisotear sin reparo los frutos amargos que otros me ofrecen como restos del banquete del jardín de las delicias al que no fui invitada y dejar de perseguir un horizonte que es el espejismo inalcanzable de los límites que tengo en la cabeza. Pero la intimidad de mis paredes internas es más peligrosa y reconfortante que cualquier espacio abierto, por eso me dejo los nudillos golpeando las grietas para abrir huecos y taparlos con puertas y ventanas que salden mis deudas de Madame Bovary. Pero no dejo de ser esa Escarlata O’Hara enamorada de Tara y a lo mejor lo mío es vivir en guerra… Hoy no lo sé, pero haré lo que hago a menudo: lo pensaré mañana, porque, después de todo, mañana es otro día y ya volveré a explorar el mapa y el territorio y buscar otro viaje al fin de la noche.

-PatriShaw-

Anuncios

10 comentarios en “El ser y la nada

  1. Quizás nunca nos enseñaron que vamos a pelear mas tiempo con nuestros molinos que con la cuerda de la gratitud, y aún así nos ahorcariamos con ella.

    Anhelo ser físico cuantico donde el tiempo es un valor subjetivo, algo que va hacia adelante y hacia atrás.

    Esa frase manida de “permitete estar triste”. Pero todo se reduce a neuropeptidos, a simples nimiedades químicas que gestionan nuestros devenires emocionales…. Es muy poco romantica esta idea, aunque calma parcialmente la pelea interna con la existencia del libre albedrio…

    No solo no tengo solución a nada de eso, sino que soy torpe ayudando a apartar la mirada de la plaga de langostas que se comen el campo que tanto costó labrar.

    Si el mar son las emociones, supongo que por ahora solo puedo decir, qie voy de archipielago en archipoelago, donde soy alguien al que no le dan mas que visados temporales, y luego tengo que aplicar la ley de tierra quemada.
    Retomar los remos, y desear no ver tierra, hasta que la soledad del mar hace que vuelva a desear encontrar una playa…

    Pero no estas sola, sigo creyendo que existe un continente donde convertir la barca en cabaña. Pero quizás hoy no sea ese día en el que pensar en eso, ni en los kilometros que quedan por delante de oceano.

    • Me estoy dando cuenta de que cuando tú hablas (escribes) lo más sensato es empaparse de lo que dices, porque lo haces tan bien que toca mojarse. Me estoy dando cuenta de que lo más sensato que podría hacer es callarme y plagiarte las ideas y las palabras para construir otro medio de transporte del raciocinio y revenderlo en el mercado negro de las ideas. Y también me estoy dando cuenta de que tu forma de decir las cosas me suena… Pero eso de contar es relativo, sobre todo para alguien de letras como yo. ¿Me equivoco?

      • Jummmmm…. No tengo ni flores sobre si mis reflexiones son algo más que los delirios de “”””””una mente privilegiada””””””” que se limita a soltar las pocas cosas que aprendió de la vida, o de las experiencias. No soy de contar estas cosas, ya que a muy poca gente le interesan, o esa es mi percepción…. En un mundo donde reflexionar ya te hace distinto.

        Me gusta más la cara… déjame recordar la gran frase que alguien dijo una vez “canalla que me saca una sonrisa..”.

        Callarte tú?, no por dios. A ver en que textos enrevesados me veré reflejado ahora.

        Mi manera de decir las cosas te suena? explíquese!. Salvo que sea la afinidad de ciertos patrones mentales, o vidas paralelamente semejantes. Y aquí haré un stop…

        Y lo de contar cosas. Hay muchas “contar cosas” pero quizás las decentes, las buenas, las que llenan, las hacen las personas de letras. Pero voy más allá, en ciertos temas, ni letras, ni números.
        Creo que no hay ciencia para gestionar ciertos temas… Creo. ¿Lay hay?

  2. No soy más que un elemento itinerante en busca de su sitio.
    Alguien que por suerte o por desgracia tiene una visión sobre las personas que hace que las vea de otra forma distinta a lo estipulado.
    Es difícil que una persona me llame la atención, aunque creo que nada que no sepas a estas alturas.

    Y soy alguien que se da cuenta que estamos de paso, por lo que ciertas vergüenzas, o decisiones la tomo de una manera peculiar. Si quiero lo intento, más allá de percepciones de lo correcto o incorrecto. Más bien mi baremo es lo ético y lo no ético.
    Si veo que algo me puede conllevar rayadas innecesarias, también lo intento descartar.
    Demasiado simplificado, no me gusta, pero lo dejo igual.
    Solo puedo ser fiel a mi mismo, el resto paja. Y como le decía el otro día a un amigo en una buena conversación de barra de bar.
    Ser fiel a mi mismo es lo único relevante que me puedo llevar a la tumba.

    El resto de reflexiones me las reservaré por ahora mirando los toros desde la barrera. 😛

  3. MAR DE DUDAS
    Confusa dices que lo nuestro no tiene cura.
    Lo único confundido por la noche, el alcohol y,
    como no, las mujeres, es mi alma tierna y pura,
    que también se sumerge en tu mar de dudas,
    y para tu consuelo en otras partes más oscuras,
    siempre que tienes a bien calentar mi alma desnuda,
    que yo compenso con creces y falsa ternura,
    para intentar entenderte ahora, siempre y nunca,
    derramo mi cuerpo alrededor de tu cintura
    y humillo mi mente ante tanta cordura,
    eso sí, por favor, no pases la cerradura,
    miedo da quedarme sin salida alguna.

  4. Chic@s, la poesia no es lo mio, salvo que vaya con una base… Y así tampoco. Así que de los miles de canciones que me vienen a la mente pondre dos nada mas…
    Pasaré de los clásicos de la señorita imbruglia y esos bonitos 80 y 90..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s